¿Caducan o no los neumáticos?

0
219



Los neumáticos no tienen fecha de caducidad al momento de ser fabricados, al menos no se les coloca. Parecería contraproducente, tomando en cuenta que es algo que se deja al criterio del conductor. Organismos europeos y de Estados Unidos establecen que estos productos lo que tienen son especificaciones sobre su fecha de fabricación e indican que ciertas condiciones de uso y de su almacenamiento hacen que se recomiende descontinuar su uso luego de al menos cinco años.

La Asociación Nacional de Distribuidores e Importadores de Neumáticos (ADINE), entidad sin fines de lucro creada en España en 2006, ha señalado que no existe una normativa europea que regule la caducidad de los neumáticos (gomas en República Dominicana). Explica que en las especificaciones sobre la homologación del producto en la directiva 92/23/CEE del 31 de marzo de 1992 no se hace referencia al tema y tampoco obliga al cambio o sustitución pasado un tiempo determinado.

La información del neumático está en el llamado código DOT, demandado por el Departamento de Transporte de Estados Unidos. Este se compone de varios números que indican el lote o fecha de elaboración, la cual se coloca en cuatro dígitos, de los cuales los dos primeros corresponden a la semana del año en que fueron fabricados y los dos últimos el año en específico. Por ejemplo, si la goma tiene los números 1114, se refiere a la segunda semana de marzo de 2014.

No obstante, aunque no tienen ese dato de caducidad especificado, la Asociación Europea de Fabricantes de Neumáticos y Caucho (ETRMA) habla de ciertas características que las gomas deben mantener para tener un rendimiento óptimo, el cual sería de entre cinco y 10 años desde su fecha de fabricación. Entre estas condiciones están mantenerlos bajo una luz artificial débil, una ventilación adecuada, en lo que se refiere a las condiciones de almacenamiento, además de cumplir los más estrictos controles de almacenamiento y tratamiento.

A tomar en cuenta también indica que los neumáticos pasan por procesos químicos y físicos a consecuencia del contacto con el oxígeno o el ozono, lo que provoca que aunque no hayan sido usados, se deterioren, por eso se dice que los neumáticos envejecen. Otro punto es el que señala el deterioro que sufre el caucho cuando se ha utilizado, cuyo límite mínimo legal permitido de 1,6 milímetro de grosor que establece la ley o los 3 milímetros recomendados.

De igual modo, la ETRTO (European Tyre and Rim Technical Organisation) recomienda la supervisión de las gomas por un experto tras cinco años de éstas ser montadas en el automóvil. Además, sugiere que a los 10 años de fabricación de los neumáticos se cambien por unos nuevos, incluidos los de repuestos. Esta recomendación es por simple precaución.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here